marzo 5, 2024

Las lluvias torrenciales en el este de España se cobran una tercera víctima

Las fuertes lluvias que azotaron el Mediterráneo español se cobraron una tercera víctima en la madrugada del viernes, cuando un coche se estrelló contra un paso subterráneo inundado en Almería y los socorristas no pudieron salvar a uno de sus ocupantes.

El jueves, dos hermanos murieron después de que su vehículo fuera arrastrado por una corriente en Caudete, provincia de Albacete.

Un lento sistema de tormentas ha provocado lluvias y vientos huracanados en el este de España, causando inundaciones repentinas, obligando a cientos de personas a abandonar sus hogares y cerrando carreteras y escuelas en toda la región.

Conocido localmente como gota fría, este evento climático típico de la temporada de otoño -una caída repentina de las temperaturas a lo largo de la costa este causada por la llegada de aire polar muy frío- ya está siendo descrito como el peor desde 1987.

Las provincias de Valencia y Alicante y la región de Murcia se ven especialmente afectadas. El Gobierno ha enviado 200 soldados y 100 vehículos de la Unidad Militar de Emergencia a Vega Baja, una zona del sur de Alicante que ha sido devastada por las inundaciones.

La ciudad de Ontinyent, en la provincia de Valencia, registró 250 mm de precipitaciones en 12 horas, aproximadamente 10 veces la cantidad normal para esta época del año. El río local se desbordó, causando daños a los edificios y obligando a 140 personas a abandonar sus hogares.

El viernes por la mañana, las autoridades informaron de que el río Segura ha desbordado en Orihuela, una ciudad de unos 76.000 habitantes en la provincia de Alicante.

Los vientos de hasta 100 km/h azotaron los pueblos costeros el jueves y desencadenaron tres pequeños tornados en Xábia, Dénia y Guardamar. Más de 500 personas han sido evacuadas en la región de Murcia, y en Almería, el ejército está ayudando a rescatar a unas 70 personas de un campamento inundado en el Parque Nacional de Cabo de Gata.

También se ha interrumpido el tránsito a través del este de España. A las 8.30 horas del viernes, la compañía ferroviaria Renfe anunció la parada de su servicio de trenes de media distancia con origen y destino en Valencia, Alicante y Murcia. Muchas carreteras han sido parcialmente cerradas, entre ellas la autopista de peaje AP-7 y la A-31, así como 37 carreteras regionales.

Almería, Valencia, Alicante y Murcia siguen en alerta roja y más de 300.000 estudiantes se quedan en casa por segundo día consecutivo. Se espera que la tormenta se desplace hacia el oeste, hacia Portugal, durante el fin de semana, y podría provocar fuertes lluvias en Madrid durante el fin de semana.

Compartir
Dejar un comentario

Ven y visita Benidorm

MB Noticias – Diario de Benidorm