La ola de calor en España se cobra dos vidas

Dos personas han muerto por insolación en España y otras dos han sido hospitalizadas mientras el país se enfrenta a una ola de calor sin precedentes.

Un joven de 17 años murió en la madrugada del viernes en un hospital de Córdoba, en la región sur de Andalucía, después de haber sido ingresado por insolación, según el departamento de salud regional. El hombre estaba trabajando en un campo cuando comenzó a sentirse mareado. Saltó a la piscina de la propiedad rural para refrescarse, pero cuando salió empezó a sufrir convulsiones. El joven de 17 años, que vivía en la aldea de Castro del Río, fue trasladado al Hospital Reina Sofía de Córdoba a mediodía del jueves y murió a la 1:25 de la madrugada del viernes después de que la reanimación cardiopulmonar no lograra reanimarlo. Es la primera persona que muere como consecuencia de una ola de calor en Andalucía este año. En 2018, no se registraron víctimas en la región.

La agencia meteorológica española AEMET ha puesto a Córdoba en alerta naranja el viernes y se espera que las temperaturas superen los 41ºC. Este nivel de alerta meteorológica denota «fenómenos inusuales y con un cierto nivel de peligro para las actividades habituales», con advertencias al público para que esté atento a los consejos de las autoridades.

El jueves, un hombre de 80 años murió a causa de una posible insolación en Valladolid, en el noroeste de Castilla y León. El anciano murió poco antes de las 5:50 de la tarde en un cruce de calles de la ciudad. Los servicios de emergencia se apresuraron a llegar al lugar, pero cuando llegaron ya había fallecido.

Mientras tanto, un agricultor de 45 años de edad ha sido ingresado con síntomas de insolación en la unidad de cuidados intensivos de un hospital de Murcia, en el sureste de España, y un bombero del Cuerpo de Bomberos de Cataluña también ha sido trasladado al hospital tras sufrir un golpe de calor mientras luchaba contra el incendio forestal en La Ribera d’Ebre, en Tarragona.

La ola de calor se intensifica
Se espera que la ola de calor alcance su punto máximo el viernes, y que las altas temperaturas se mantengan hasta el lunes. Según AEMET, las temperaturas máximas aumentarán hasta 3ºC el viernes en el sureste peninsular y en la región mediterránea. Siete provincias españolas -Huesca, Zaragoza, Barcelona, Girona, Lleida, Navarra y La Rioja- han sido puestas en alerta roja, lo que denota un riesgo extremo con fenómenos que suponen un riesgo muy elevado para los ciudadanos en general. Se aconseja a las personas que viven en estas áreas que eviten salir de la casa cuando el sol está en su punto más caliente. Otras 19 provincias están en alerta naranja.

Top temperatures recorded on Wednesday. Click on the graphic to see what is the highest temperature recorded in your city in the month of June.

AEMET ha descrito la actual ola de calor como extremadamente inusual para el mes de junio. Desde que el evento comenzó el miércoles, muchas áreas han visto las temperaturas más altas jamás registradas en este mes. El miércoles, el aeropuerto de Bilbao, en el norte de Euskadi, registró 39,6ºC, la temperatura más alta en 30 años. Las localidades de Molina de Aragón, en la provincia de Guadalajara, y Daroca, en Zaragoza, registraron las temperaturas más altas de junio desde que se iniciaron los registros, alcanzando los 36,1ºC y 39,1ºC, respectivamente.

Y lo que es más, la noche está aliviando poco el calor, ya que la mayor parte del país intenta dormir cuando hace más de 20ºC. Muchas estaciones de control del país han registrado las temperaturas mínimas más altas del mes, entre ellas Palma (26,3ºC), Cuenca (24ºC), el aeropuerto de Logroño (21,5ºC), Segovia (23,8ºC) y Teruel (22,8ºC).

Añadir comentario