mayo 28, 2024
salsas para boneless

¿Quieres acompañar unos boneless? Conoce aquí las mejores salsas

Las salsas para boneless añaden el sabor que caracteriza a estas piezas de pollo. Un boneless sin su buena salsa no destaca como una deliciosa comida o botana. Conoce aquí las salsas más recomendadas para este plato tan popular.

Los boneless de pollo son populares como botana, para el almuerzo o la tarde. Este plato consiste en trozos de pechuga de pollo sin hueso, cubiertos con empanizado y acompañado de salsas deliciosas y especiales para este tipo de aperitivo, consiguiendo sabores únicos, perfectos para compartir con familia o amigos.

A diferencia de otras presentaciones de pollo en pequeñas porciones, como las alitas o los nuggets, el principal atractivo de esta botana son las salsas para boneless, siendo las más destacadas la salsa búfalo, la salsa barbacoa, la salsa teriyaki y la salsa de miel y mostaza. Lo interesante de los boneless no está en el pollo en sí, sino en la combinación de sabores y texturas provenientes de la salsa.

Las salsas para boneless pueden prepararse en el hogar, así como también se pueden adquirir en los supermercados. Las diferentes marcas ofrecen salsas de muy buena calidad, son sabores minuciosamente preparados que le darán esa sazón tan deliciosa a las piezas de boneless, y consentirá al paladar con aromas y texturas que todos quieren degustar una y otra vez.

Las mejores salsas para acompañar boneless

Entre las diferentes salsas para boneless existentes se debe destacar la salsa barbacoa, una que es casi sinónimo de “boneless”. Este aderezo le da a los boneless un sabor ahumado, con un toque dulce, y es el preferido por los fanáticos de este plato. Se puede acompañar con los boneless o, más bien, marinarlos con la salsa antes de cocinarlos.

La salsa de miel y mostaza es otro clásico, y el sabor obtenido está más orientado a lo dulce con un poco de picante. Al acompañar los boneless con la salsa de miel y mostaza se lleva al paladar una combinación de sabores que, a simple vista, parece contradictoria. Sin embargo, todas las dudas quedan disipadas una vez se descubre que la mezcla de ambos sabores simplemente funciona.

Otra salsa recomendada es la salsa búfalo, la cual fue una de las primeras utilizadas junto a los boneless. Es una salsa característica de la ciudad de Búfalo, Nueva York, y se solía vender junto a los primeros boneless que surgieron en el mercado. Hoy en día, el sabor picante y ligeramente ácido que añade a los boneless encanta a todos los que la prueban.

La salsa teriyaki es un aderezo que tiene sus orígenes en las costumbres de los inmigrantes japoneses, pero que hoy en día se aplica junto a los boneless, de origen americano. Esta es una mezcla no solo de culturas, sino de sabores: el aroma dulce con un toque de salado acompaña muy bien a los boneless, ya sea en dip o en marinado.

Otras aplicaciones de las salsas para boneless

Las salsas para boneless, aunque son más que todo utilizadas para acompañar estas piezas de pollo, también se pueden utilizar en otros platos. Son perfectas para acompañar todo tipo de snacks, pues al dipear con cualquier botana el sabor se ve potenciado. Por ejemplo, cualquier patata frita es más deliciosa con una salsa para boneless.

Algunas salsas, como la de mostaza y miel, incluso, sirven para preparar aderezos de ensalada muy aromáticos. Por ejemplo, una buena ensalada de pollo con lechuga, tomate y aguacate combina a la perfección con esta salsa, claro, en medidas un poco más conservadoras. Lo que se busca es aderezar, no empapar la ensalada con el aderezo.

Las salsas de búfalo y barbacoa, por su parte, son ideales para hacer unos buenos sándwiches de pollo con lechuga y tomate. Incluso, se pueden usar tortillas para hacer unos wraps de boneless rellenos con alguna de estas salsas. La creatividad es el único límite: es cuestión de combinar las salsas con las recetas ya conocidas para convertirlas en algo diferente y sorprendente.

Compartir
Dejar un comentario

Ven y visita Benidorm

MB Noticias – Diario de Benidorm