cuidador en casa

Un cuidador en casa es la mejor solución para la atención de personas dependientes

Por más que exista la buena intención, es complicado para una familia cumplir con las rutinas diarias y atender a un adulto mayor. Delegar en un cuidador esta tarea, es una solución ideal, ya que trae muchos beneficios. Es importante recurrir a un servicio profesional de excelencia como el que se puede gestionar a través de Cuideo, una plataforma que funciona desde Bilbao, con oficina en varias ciudades del país.

El tener una persona mayor en casa que progresivamente va perdiendo su independencia, por lo general, crea una gran disyuntiva entre quienes le rodean. Ocurre que, a pesar del gran amor que se pueda tener por ese ser querido que seguramente es pilar del grupo familiar, no es menos cierto que cada persona tiene sus propias ocupaciones y rutinas que impiden una atención 100% personalizada para el adulto mayor.

Resulta agotador de por sí para los miembros de la familia cumplir con las rutinas diarias tanto en el hogar como en el trabajo. Si a esto le sumamos la labor ardua que implica atender de la manera más adecuada a una persona dependiente, las tareas son prácticamente imposibles de cumplir todas de forma completa.

Es común en familias, que existan ciertas desavenencias en torno a quienes se encargarán de los cuidados, lo que inevitablemente creará en el anciano una situación de desánimo que puede llegar a convertirse en una severa depresión.

Una alternativa que viene siendo una gran solución a esta situación, es la de contratar los servicios de un cuidador. Delegar en profesionales estas tareas, es una decisión apropiada, ya que esto no significa que se esté dejando de lado la atención que el adulto mayor requiere, todo lo contrario, es poner en manos de expertos esta labor, con la seguridad de que el ser querido estará muy bien atendido.

Referencia de excelente servicio

El mejor ejemplo de lo que puede llegar a ser la excelencia de un servicio de cuidado de personas mayores está representado en Cuideo, una plataforma a través de la cual se puede gestionar la ayuda a domicilio que se requiere para el cuidado de personas dependientes.

Tienen la misión de ayudar a las familias a encontrar el cuidador ideal, todo dependerá del perfil y las necesidades del adulto mayor. La empresa se ocupa de gestionar todo lo necesario para la contratación de un cuidador externo, es decir, que trabaje en jornada de ocho horas, media jornada o que sólo vaya por las noches, o de un cuidador que permanezca las 24 horas del día (interno).

De igual forma, presta el «servicio paraguas», es decir, gestiona la nómina, contratación y cubre las bajas y vacaciones de un cuidador que ya se tenga en casa, pero del que no se tienen mayores garantías de servicio.

El personal que se contrate a través de Cuideo es garantía de excelente servicio en cuanto a cuidado personal, control médico, alimentación, compras y recados, compañía, estimulación y tareas del hogar. Y es los cuidadores que colaboran con la plataforma, unos 40.000 aproximadamente, son incluidos siguiendo unos rigurosos parámetros de selección, de hecho sólo el 19% de los candidatos superan los filtros de calidad que manejan.

Aunque gestionan la asignación de cuidadores a través de 25 sus oficinas en varias ciudades de España, como Madrid, Málaga, Valencia, Barcelona, entre otras, el centro de operaciones de la plataforma se encuentra en el País Vasco, específicamente la ubicación de Cuideo en Bilbao es Plaza Venezuela, número 1.

Beneficios de contratar un cuidador

Cuando un servicio de cuidado de adultos mayores es eficiente y de calidad, son sólo beneficios los que las familias pueden obtener. En primer lugar, el hecho de contratar un cuidador significa que el anciano seguirá viviendo en su domicilio, lo que es una gran ventaja porque se sentirá cómodo, continuará con sus rutinas habituales y podrá mantener contacto con los suyos. Todo esto ayuda a prevenir el deterioro cognitivo y la depresión.

Que el anciano cuente con una compañía permanente le ayuda a tener un mejor estado de ánimo, y detiene un posible impulso hacia la depresión causada por no poder hacer ciertas tareas por sí mismo, que se le olviden ciertas cosas o permanecer solo durante mucho tiempo.

Contar con un cuidador permite al adulto mayor, salir de manera segura, al tener siempre una persona dispuesta para acompañarle. Pueden ser citas médicas o paseos al parque, lo importante es que el anciano podrá eventualmente salir del contexto habitual a ratos, lo cual también es beneficioso. El estar supeditado sólo a un familiar que quizás no tiene suficiente tiempo, hace necesario contar con un cuidador.

Una de las principales ventajas de tener un cuidador en casa, es que la atención es 100% personalizada, ya que se adaptará por completo a las necesidades del anciano, sus rutinas y supervisará con el más sumo cuidado, la administración del tratamiento e indicaciones médicas que hayan sido impartidas.

Añadir comentario