Revolución industrial

Todo sobre la revolución industrial

Se conoce como revolución industrial a todo el extraordinario proceso de desarrollo y transformaciones radicales que se efectuó en las industrias y el comercio, y que ayudó a modificar la técnica y la ciencia, el transporte y los medios de comunicación, así como las costumbres, usos y condiciones generales de la existencia del ser humano. «Generó, en los últimos ciento cuarenta años, innovaciones de orden material que están muy por encima de los de toda la existencia antecesora», todos estos procesos se iniciaron en la segunda mitad del siglo dieciocho y permaneció hasta bien adelantado el siglo diecinueve.

Motivos fundamentales 

  • Principalmente al empleo de las máquinas en los procesos de producción, las cuales surgieron como producto de la evolución tecnológica y científica.
  • A la inversión de capitales fuertes.
  • A la búsqueda de la optimización de los estándares de vida de toda la población.
  • A un gran afán de lucro por parte de la gran mayoría de inversores y empresarios.

Este gran avance técnico financiero modificó de forma profunda las condiciones de vida que tenía la sociedad en aquel momento, pues, ayudó excesivamente al progreso del ser humano, pero asimismo, desarrolló problemas serios en cuanto al carácter social, fuertes enfrentamientos entre clases, entre otros, los cuales aún hoy mantienen su vigencia.

La Revolución Industrial cuenta con antecedentes en la deslumbrante Era del Maquinismo, esto sería, esa época admirable en la cual se desarrollaron diferentes tipos de máquinas e instrumentos mecánicos con el objetivo de ser empleados en la producción en serie y en masa. Esto sería lo que soltara las riendas de la mecanización industrial.

¿Cuáles etapas definieron a la Revolución Industrial?

Primera Revolución Industrial

La primera etapa de la Revolución Industrial estuvo caracterizada por los importantes logrados que se alcanzaron en el sector agrícola, los mismos que se vincularon a las innovadoras técnicas de cultivos, los nuevos sistemas de irrigación, así como la utilización de abono. Todo esto en conjunto a avanzados y efectivos instrumentos de labranza como a la optimización de los procesos de cría de ganado.

Pero mucho más trascendental que aquella sub etapa de la «Revolución Agrícola» fue la veloz e imponente expansión de toda la industria británica desde el año 1750, año en el cual se marcan los primeros indicios de esta etapa primeriza, sobre todo en cuanto a la industria textil, esto se debió al conjunto de invenciones mecánicas, sobre todo por la máquina de vapor inventada por James Watts, cuya energía lograba colocar en funcionamiento los telares mecánicos, al mismo tiempo que fue empleado en sectores como el transporte y la minería.

Revolución industrial

Segunda Revolución Industrial

Se desarrolla desde el año 1850, esto es prácticamente cien años luego de la primera etapa de la Revolución Industrial. Esta está caracterizada por la apropiación y el excelso desarrollo de la mecanización, así como también por el gran impulso del denominado capitalismo industrial, todo esto produciría años luego el gigantesco auge de las grandes industrias. La superioridad técnicas de las naciones de occidente fue en crecimiento a partir de la segunda mitad del siglo diecinueve, permitiéndole así a estos países ejercer una influencia política, cultural y económica gigantesca sobre otras naciones.

¿Qué elementos caracterizaron a la segunda etapa de la Revolución Industrial?

  • Las investigaciones científicas se concentraron mayormente en el sector industrial.
  • Se descubrieron y explotaron fuentes innovadoras de riquezas como el petróleo y la electricidad.
  • La evolución de la «Era del Hierro» hacia la «Era del petróleo y del acero».
  • El progreso tecnológico incluía a campos como la biología y la química.
  • Mayor concentración de capitales y surgimiento de diversos monopolios.
  • Grandes empresas capitalistas suplantaron a las empresas personales.
  • Gran evolución de los medios de comunicación y los medios de transporte.

Consecuencias de la Revolución Industrial

  • Nacimiento del capitalismo industrial, al mismo tiempo que se establecen las bases del poder del sector burgués capitalista.
  • Acrecimiento considerable de la demografía internacional. Así, durante el siglo diecinueve, el continente europeo pasó de contar con ciento setenta y cinco millones de personas a poco más de las cuatrocientas millones. Los Estados Unidos de América pasó de los cinco millones de habitantes a los ciento cincuenta millones y Argentina de unos cuatro millones hasta los veintidós millones de habitantes.
  • Aumentó de forma extraordinaria los niveles de riquezas en el planeta, y aunque los beneficiados mayormente fueron los empresarios y comerciantes, también la clase media y baja mejoró un tanto su calidad de vida, tanto en los que se vincula a los salarios, su alimentación y ropas, así como también en cuanto a la cultura y la educación.
  • Nació una sociedad nueva. La sociedad industrial, con base en la existencia de dos clases sociales de posiciones antagónicas, la sociedad capitalista industrial y la sociedad obrera o proletaria.
  • Surgimiento de problemas sociales agudos, vinculados justamente con la lucha de clases, es decir, de la pugna habida entre los proletarios y los empresarios o industriales.
  • Se generó una expansión colonial mucho mayor. Esto obedeció al propósito de aperturar mercados nuevos y a obtener materias primas aisladas.
  • Surgimiento de una producción en serie y en masa de productos manufacturados, al mismo tiempo que el sector agrícola mecanizado otorga un extraordinario rendimiento. Esto ha contribuido a que se abaraten los precios y su adquisición sea mucho más sencilla en conformidad a su volumen de producción.

Añadir comentario