audífonos

Los audífonos ayudan a personas con pérdida auditiva a llevar una vida completamente normal

En épocas pasadas las personas con deficiencias auditivas no se sentían atraídas con el uso de prótesis porque eran incómodas y antiestéticas, además de reflejar públicamente la condición. Gracias a las nuevas tecnologías hoy se cuenta con audífonos imperceptibles que representan para los pacientes una oportunidad de tener mejor calidad de vida

Las nuevas tecnologías han incidido de manera muy beneficiosa en todos los ámbitos de la salud. Con el pasar del tiempo han sido muchos los avances que se han logrado entre investigaciones científicas y adelantos tecnológicos, con el objetivo de lograr una mejor calidad de vida en el planeta.

Y para muestra un botón. Quienes sufren de problemas de audición se han visto beneficiados de los avances de la ciencia y la tecnología

Décadas atrás sólo se contaba con prótesis que consistían en incómodos artilugios que no pasaban desapercibidos, haciéndole saber a todo el entorno en el acto que quienes los portaban padecían de problemas de sordera. 

Hoy en día se cuenta con dispositivos que no llaman la atención en lo absoluto, además son cómodos para quienes los llevan, por lo que ya no conciben otra forma de oír. 

Nos referimos a audifonos para todas las edades ya que la pérdida de audición no está supeditada sólo para personas mayores. En tal sentido, se trata de dispositivos imperceptibles prácticamente, que no implican un aspecto que pueda afectar la apariencia o la estética, así que todos, sin distingo de edad, los pueden utilizar.

Beneficios de usar audífonos

Aunque todavía hay ciertos estigmas en torno al uso de audífonos ante la pérdida auditiva, ya se ha ido tomando conciencia sobre la gran cantidad de beneficios que traen a quienes los utilizan, los que van mucho más allá de sólo escuchar mejor, que obviamente es una de sus principales funciones.

Diversos estudios psicológicos y sociales han concluido que usar audífonos mejora las relaciones con la familia y el entorno social en general e, incluso, permite fomentar nuevas relaciones. El hecho de poder sostener una comunicación más fluida como si no existiese deficiencia auditiva alguna, sin duda, es muy beneficioso para tener una mejor interacción con quienes rodean a la persona con el padecimiento.

El uso del dispositivo hace que la persona pueda escuchar y entender por sí misma y esto lo hará sentirse mucho más independiente y segura, además aumenta su capacidad de concentración, mejora la salud mental, disminuye el cansancio físico y mental, y todo esto repercute en una mejor calidad de vida.

Diversos tipos de dispositivos

Se cuenta con una inmensa cantidad de dispositivos para la pérdida auditiva, elegir uno va a depender de cada caso en particular y las necesidades del paciente. 

En el caso de los audífonos de ClaSo, existen al menos 100 modelos distintos de altísima calidad, fabricados por las marcas más prestigiosas del sector, por lo que de seguro hay uno que se adapte a cada requerimiento. 

Lo bueno es que ClaSo ofrece apoyo para seleccionar el dispositivo correcto. Si el paciente lo requiere podrá enviar su audiograma para de esta forma aconsejar en cuanto al audífono apropiado y si no cuenta con esta prueba, se puede agendar para realizarle un estudio auditivo completo de forma gratuita.

De acuerdo a sus diversas características, los audífonos pueden ser receptores en canal, los que tienen salida de sonido dentro del conducto auditivo y el resto del mecanismo está en la parte externa, detrás del oído, de manera muy discreta.

También están los audífonos retroauriculares que suelen ser los más grandes y más potentes. Están indicados por lo general a pacientes con deficiencia auditiva severa. 

De igual forma, se cuenta con los intras, los cuales van colocados dentro del conducto auditivo con una carcasa a medida. Además están los pediátricos, que son los ideales para niños con problemas auditivos, quienes con el uso de este dispositivo podrán tener una vida normal.

El apoyo del audioprotesista

Para muchas personas es incómodo el tener que reconocer que tienen un problema auditivo, de hecho hay muchos casos en los que se tardan en solicitar ayuda porque no admiten que tienen el padecimiento por temor a ser rechazados y por todos los prejuicios sociales que esto conlleva. Para hacer este camino más llevadero se cuenta con el  apoyo del audioprotesista.

Muchos se preguntarán, ¿qué es un audioprotesista? Es un profesional capacitado para acompañar al paciente con pérdida auditiva en todo su proceso de adaptación, situarlo en la etapa de aceptación en la que se encuentra, para así sugerir el tipo de apoyo que requiere y el audífono que necesita.

El audioprotesista marcará un plan a seguir para que la persona escuche bien en cada etapa auditiva de su vida, y esto puede lograrlo porque se trata de un profesional con experiencia en el manejo de este tipo de deficiencias.

Más que un profesional que hace una revisión, el audioprotesista se convierte en una persona de confianza para el paciente, está dispuesta a contestar todas sus inquietudes y a ayudar a superar los miedos que son muy comunes en este tipo de situaciones.

Añadir comentario